Nueva versión de las Google Glass: Enterprise Edition

A estas alturas seguramente hayáis visto en todos sitios la noticia de que las nuevas Google Glass se han dejado ver en el website de la FCC (un organismo americano que, entre otras cosas, tiene la labor de certificar dispositivos que utilizan algún tipo de radiofrecuencia).

¿Pero como, una nueva versión de las Google Glasses? ¿Pero esto no había sido un fracaso rotundo de la gran G, y estaban enterradas y más que enterradas? Sí, pero no. Sí que se había indicado que su orientación hacía el gran público parecía ser una estrategia equivocada, y que se “pausaba” el proyecto para dirigirlo a nuevos objetivos.

Y con esta tarea Google volvió a sus cuarteles de invierno y preparo lo que ahora se empieza a vislumbrar, una versión nueva de las Google Glasses, dirigida al entorno empresarial. Una nueva versión más potente, pero también más práctica y resistente, con un visor mayor, con la posibilidad de poder plegarse sobre si mismas para ser transportadas y de ser conectadas magnéticamente a una batería externa.

fcc-google-glass-leak-6-640x427-c

Y es que una vez que superas la novedad y el asombro de los primeros momentos con las Google Glass: Explorer Edition originales, te encuentras con un producto incomodo de llevar encima, frágil y con una corta vida de batería.

fcc-google-glass-leak-2-640x427-c

Uno de los puntos principales a la hora de diseñar dispositivos wearables es su conveniencia: Un Pebble resulta conveniente porque puedes olvidar durante una semana la necesidad de cargarlo y siempre que lo miras esta disponible o una pulsera de actividad será conveniente en la medida en que su batería dure mucho y sea capaz de detectar tu actividad por si misma. Y en este caso han tenido muy en cuenta este punto y lo han atacado desde los tres flanco más importantes en el mundo de la empresa:

  • Han hecho que sea resistente y duradero, preparado para sobrevivir en entornos con polvo y humedad, como los que pueden encontrarse en una fábrica.
  • Han hecho que sea práctico, incluyendo en el diseño la posibilidad de que se pueda doblar y se puede guardar en un bolsillo, de forma que sea fácil usarlo cuando sea necesario y retirarlo y guardarlo cuando no. De hecho las imágenes incluso me hacen pensar que pueda ser posible acoplarlo a unas gafas convencionales, e ir poniéndotelas o quitándotelas a medida que sea necesario.
  • Han hecho que la batería dure más, tanto por el nuevo chip de Intel, como por la posibilidad de engancharlo fácilmente a una batería externa. Este es un punto importante, pues cuando empiezas a plantear una solución en movilidad uno de los temas más complicados es como gestionar la vida útil de los dispositivos para que estén disponibles siempre que sea necesario.

Por lo visto ya están en manos de muchas empresas que están preparando software específico para ellas, y no me extrañaría ver en un futuro próximo servicios o productos que incluyan las gafas en su oferta. Como p.e. un material quirúrgico de alta tecnología que incluya las Google Glass como un medio de proporcionar información significativa al médico durante la operación; o un servicio de control de maquinaria industrial, que proporcione información de su funcionamiento a través de las gafas.

¿Os parece algo que veremos en un futuro? ¿Os parece una estrategia adecuada la de apuntar al usuario profesional? ¿Que otros usos le veis?

Via 9to5Google

Roberto Ruisánchez Mazo

Tengo una pasión: La informática. Llevo oyendo podcasts desde finales del siglo pasado, y la necesidad de compartir lo que iba aprendiendo me llevó a publicar mis propios podcasts bajo el paraguas de tiempoescaso.es. Actualmente publico "Sobre Pebble y otros wearables" (en proceso de cierre), "Disperso" (un diario personal sobre tecnología y temas varios) y "Reto Friki" (junto a mi amigo Igor Regidor). El afán por divulgar la informática también me ha llevado a colaborar en "DroidTalks", de la red AVPodcast.

You may also like...

1 Response

  1. 12 enero, 2016

    […] Los wearables en el deporte se refinarán y estos proporcionarán información que permitirá medir y controlar el rendimientos de los deportistas al nivel que se hace actualmente con los vehículos de Formula 1. Ejemplo de esto lo podemos ver en presentaciones como la de Under Armour o la de Hexoskin, o las gafas para ciclistas de Garmin, que a muchos les recordaran a las infaustas gafas de Google; sí, esas que algunos habían enterrado prematuramente y que parecen estar preparándose para un segundo intento. […]

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies